LA BUENA SUERTE

Hace unos años, cuando pasaba por un momento en el que tenía que tomar decisiones, una amiga me regaló el libro de “La Buena Suerte”  de Alex Rovira Celma y Fernando Trías de Bes. En ese instante no reparé mucho en él, pero estas vacaciones me he animado a retomar su lectura y ha hecho que reflexione sobre varias cosas y sobre los discursos que muchos de mis pacientes me cuentan.

El libro menciona, a través de un cuento, varias reglas que considero muy importantes para que despeguemos de nuestra zona de confort y seamos nosotros los que construyamos nuestro futuro:

  1. “La suerte no dura demasiado tiempo, porque no depende de ti. La Buena Suerte la crea uno mismo, por eso dura siempre.
  2. Muchos son los que quieren tener Buena Suerte, pero pocos los que deciden ir a por ella.
  3. Si ahora no tienes Buena Suerte tal vez sea porque las circunstancias son las de siempre. Para que la Buena Suerte llegue, es conveniente crear nuevas circunstancias.
  4. Preparar circunstancias para la Buena Suerte no significa buscar sólo el propio beneficio. Crear circunstancias para que otros también ganen atrae la Buena Suerte.
  5. Crear circunstancias requiere dar un primer paso…¡Dalo hoy!
  6. Busca en los pequeños detalles circunstancias aparentemente innecesarias…, pero ¡imprescindibles!
  7. A los que se dedican a crear circunstancias, el azar no les preocupa.
  8. Nadie puede vender suerte. La Buena Suerte no se vende. Desconfía de los vendedores de suerte.
  9. Cuando ya hayas creado todas las circunstancias, ten paciencia, no abandones. Para que la Buena Suerte llegue, confía.
  10. Crear Buena Suerte es preparar las circunstancias a la oportunidad. Pero la oportunidad no es cuestión de suerte o azar: ¡siempre está ahí!”

La suerte o el azar se definen como la causa o fuerza que supuestamente suertedetermina que los hechos y circunstancias imprevisibles o no intencionadas se desarrollen de una manera o de otra o el conjunto de sucesos o circunstancias que se consideran predeterminados para la vida de alguien. Pero la segunda definición se acerca más a la idea que quieren transmitir en el libro y de la que quiero de reflexionéis.

En esta vida no hay nada predeterminado, sino que es uno el que debe buscar el camino que quiere y que para conseguir esas metas tiene que esforzarse y rodearse de la gente que le haga mejor en ese campo. Además, te ofrecemos una serie de  consejos para atraer la buena suerte:

  • Maximiza tus oportunidades: crea y aprovecha nuevas experiencias.
  • Sigue tu intuición: y es el que el cerebro ya es experto y tiene conocimiento y es una manera diferente de advertencia.
  • Sé optimista: tienes mayor probabilidad de probar cosas nuevas, tomar las oportunidades y lograr el éxito si crees que todo saldrá bien.
  • Aprende de la experiencia: si aun así, no salen las cosas como tú esperabas, dale la vuelta. Mira el lado positivo y toma medidas constructivas para que no se vuelva a repetir.

EN CONCLUSIÓN ¡TODO DEPENDE DE TI!